En Intrusos y en la cuenta de Twitter de Paparazzi mostraron las conversaciones que el hijo de Carmen Barbieri habría mantenido por Instagram con la actriz y con la periodista

Federico Bal y Sofía Aldrey llevaron adelante una relación amorosa con algunas idas y vueltas desde que se conocieron a fines de 2019. Pero en estos días la joven decidió separarse en medio de un escándalo mediático, luego de descubrir varias infidelidades del hijo de Carmen Barbieri y Santiago Bal con figuras del espectáculo y la televisión.

En LAM (América), Yanina Latorre confirmó que la ruptura se dio por un detalle sorpresivo: “Ella (Aldrey) lo descubrió porque tiene una aplicación en el celular desde el que puede manejar el lavarropas de su casa. Es uno de esos lavarropas modernos. Y entonces vio cómo Fede, cuando se iban las minas de la fiesta, a las tres de la mañana, prendía el lavarropas y lavaba las sábanas”.

La panelista reveló al aire que tenía capturas de distintos chats que el protagonista de Kinky Boots mantuvo con distintas mujeres famosas, como una modelo brasileña llamada Anahí y la actriz Claudia Albertario. Luego, en Intrusos (América), Marcela Tauro reveló que también había conversaciones entre el actor y Estefanía Berardi. La panelista, compañera de Latorre en LAM, desmintió tener un affaire y amenazó con demandar por vía judicial a quien publicara esos supuestos chats.

En medio de este escándalo, que algunos ya denominan el Lavarropagate, Berardi explicó en el ciclo de Ángel De Brito que solo era amiga de Bal y que habían estado juntos en Carlos Paz pero por una cuestión laboral. De manera inmediata, Latorre la trató de mentirosa y señaló que tenía pruebas del affaire.

Más allá de las amenazas de una posible acción legal, Tauro decidió mostrar este jueves, en el ciclo de espectáculos conducido por Flor de la V, una captura del diálogo que habrían mantenido Fede y Estefi. La conversación se habría dado después de un encuentro sexual. “En un momento, te agarré del pelito y tu cara de placer me la quiero tatuar, Estefi”, escribió el actor. “Jaja, viste”, le respondió Berardi, junto a un emoji de enamorada.

“¿Viajás?”, quiso saber Estefanía, quien además es panelista de Mañanísima (Ciudad Magazine), conducido por Carmen Barbieri, la mamá de Bal. “Mañana al final, hoy me quedé, estoy cansado. Y tengo que encarar todo este desarme de las ropas y de las cosas de mi ex. Te la regalo”, le responde el mediático. “Uh, qupe quilombo. Suerte con eso. Tus fans me escriben y me dicen que borraste fotos. Están en todo, me da risa”, le dice la panelista. “¿Que borre fotos?”, le consulta el actor. Y ya no puede observarse nada más en la captura.

Por otra parte, también trascendieron las conversaciones que Federico habría tenido con Albertario, quien vive en Miami pero suele viajar seguido a la Argentina. Latorre había contado: “Tengo todos los chats de ellos. Creo que ella está separada, porque en uno de los chats ella le dice: ‘Dejé a los chicos con el padre’. Ahí entendí que tal vez están separados”, especuló Yanina sobre la actriz y Jerónimo Valdivia, quienes se casaron en 2014.

Más tarde, Claudia habló del tema a través de su cuenta de Twitter y aclaró que era una “mujer libre” y separada del padre de sus hijos. También, admitió tener un vínculo con el actor: “Somos amigos y nos adoramos… Hay veces que la amistad traspasa esa línea de amor fraternal”.

Luego, señaló: “Ambos estábamos solos emocionalmente. Lamentablemente se filtraron unos chats privados, que sacados de contexto pueden dar a entender otra cosa, no porque no haya existido una situación entre dos adultos que se conocen mucho, sino porque también en esos mismos chats hay consejos de dos amigos que le dice uno al otro que intente o que luche por sus relaciones terminadas si aún hay amor”.

En Twitter, la cuenta de la revista Paparazzi mostró una captura de una supuesta conversación entre Albertario y Bal. Ella le manda varias fotos íntimas que se toma adentro de un auto mientras se encontraba en un estacionamiento. “En un parking, me van a violar jaja”, le dice ella. “Tanto te voy a cog….”, le responde Fede. “No se ven” y “ahí hay más orto” son otras de las frases que intercambian.