Aunque el cómico estadounidense está cansado de hablar del tema, aseguró que el actor practica “furia selectiva”; además, dijo que el golpe tuvo más que ver con los problemas de pareja entre él y su esposa que con su chiste

El cómico estadounidense Chris Rock está cansado de hablar sobre la tristemente célebre bofetada que Will Smith le propinó durante la ceremonia de los Oscar, pero quiere dejar algo en claro: dolió.

Rock, de 58 años, elaboró sobre el incidente que ocurrió durante la ceremonia en Hollywood en 2022, durante un programa cómico especial que presentó en vivo.

“Ustedes conocen lo que dice la gente, ‘las palabras hieren’”, dijo Rock. “Cualquiera que diga que las palabras hieren nunca le han pegado un puño en la cara”.

Desde el incidente, Will Smith pidió perdón y dijo que la rabia que tenía “acumulada” lo llevó a actuar así.

La confrontación se convirtió en un foco cultural de debate sobre el apetito de los estadounidenses por la violencia casual, después de que a Smith se le permitió permanecer en la ceremonia donde luego aceptó el Oscar al Mejor Actor, el primero de su carrera.

Rock fue elogiado por mantener la compostura después del incidente. En su rutina titulada Chris Rock: furia selectiva -el primer programa cómico jamás transmitido en directo por la plataforma Netflix- el humorista abordó una amplia gama de temas, incluyendo la cultura “woke”, Meghan Markle y política.

“Voy a tratar de hacer el show sin ofender a nadie”, expresó, en una alusión al altercado con Smith. “Porque uno nunca sabe a quién podría provocar”. Luego añadió que Estados Unidos “está tan jodido que si los rusos llegaran aquí hoy mismo, la mitad del país diría ‘escuchemos lo que tiene que decir’”.

Lidiar con el dolor a través de la risa

“La gente dice cosas como, ‘¿Si dolió?’ ¡Todavía me duele! Tengo el tema “Summertime” sonando en mis oídos”, expresó Rock, refiriéndose a la canción que Smith grabó en 1991. “Asimilé ese golpe como (Manny) Pacquiao”, se jactó el cómico ante los vítores de la audiencia.

En referencia al título del show, Rock dijo creer que Smith practica “furia selectiva” y que la bofetada tuvo más que ver con los problemas de pareja de Smith y su esposa, Jada, que con el chiste que hizo durante los Oscar.

La pareja habló abiertamente sobre los vaivenes de su relación, inclusive abordaron públicamente sus dificultades en el show de Jada en Facebook Watch llamado Red Table Talk (Conversaciones alrededor de la mesa roja).

“A todos nos pusieron los cuernos, a todos aquí les pusieron los cuernos, pero ninguno de nosotros ha sido jamás entrevistado en televisión por la persona que nos puso los cuernos”, bromeó Rock. “Ella le causó mucho más dolor a él que el que él me causó a mí”.

Las redes sociales se llenaron de reacciones de que Rock finalmente hubiese abordado el incidente, con muchos comentarios señalando cómo los artistas como Rock frecuentemente lidian con el dolor a través de la risa.

Otros opinaron que el humorista se sobrepasó con los chistes que hizo de tomar el lado de los dueños de esclavos en la reciente película de Will Smith, Emancipación.

En el momento culminante con el que Rock finalizó su programa especial, el humorista explicó por qué optó por no responder con agresión. “¡Tengo padres! ¡Porque me criaron!”, expresó Rock. “¿Y saben lo que mis padres me enseñaron? No pelees en frente de gente blanca”.