El actor visitó el ciclo Tenemos que hablar de sexo, donde también cuestionó el apodo de Manguera: “Me parece vulgar”, aseguró

Gonzalo Valenzuela es uno de los actores chilenos más reconocidos de su generación y se supo hacer un nombre en Argentina. Con sus papeles en Botineras o Las estrellas y sobre todo por su relación con Juana Viale, con quien estuvo en pareja diez años en los que fueron padres de Silvestre, Alí y Ringo, el bebé que falleció pocos minutos después de nacer.

En las últimas horas, Valenzuela visitó en su país Tenemos que hablar de sexo, programa conducido por Tomka Tomicic y que se emite por YouTube. En el tópico que propone el ciclo, el actor compartió una serie de reflexiones que fueron reproducidas en Es por ahí (América) y que levantaron polvareda de este lado de la cordillera

“Yo he sido mucho más abusado que todas las mujeres que yo conozco. Abusado, que te griten por la calle, que te toquen el poto (la cola). Todas aquello que estamos en contra, a mí me pasan constantemente”, reflexionó el actor ante la sorpresa de un panel conformado íntegramente por mujeres. Pero eso no fue lo único que tenía para decir: “Me llegan fotos de minas en pelotas, y me preguntó ‘¿por qué?. Si yo denunciara eso sería terrible”, aseguró el actor, que a continuación fue consultado sobre si estas situaciones comenzaron a sucederle a partir de un rol puntual.

“A mí me pasa algo muy particular que es la estupidez del Manguera”, señaló en relación al apodo con el que se lo conoció en Argentina y que se deriva del desnudo de su personaje en una obra de teatro. “Si estamos en contra del falocentrismo y de todo lo que hablamos, eso fue hace veinte años atrás y hasta el día de hoy, es vulgar y a mí me molesta profundamente”, reconoció.

“Entro a un lugar y dicen: ‘Ahí viene el Manguera…’ ¿Por qué tengo que pensar en el tamaño? Es una ordinariez”, argumentó. Según manifestó Valenzuela, los comentarios le llegan de mujeres feministas como de las no feministas. Y es un tema que repercute en su relación con los hombres. “Me ha traído un montón de problemas.

Porque viene la envidia, todas las minas hablan, y el pene lamentablemente es una condición para el hombre: el que tiene el pene chico, el que tiene el pene grande es un tema. A mí los hombres me tienen mucha rabia”, cerró.

En mayo pasado, durante su visita a Flor de equipo, el actor se había referido al origen de su apodo ante una pregunta de Denise Dumas: “¿Es verdad que te dicen Manguera porque para hacer un desnudo en una obra de teatro se ponía una enorme prótesis?”.

Luego de un breve silencio, el chileno le puso fin al misterio y reconoció: “Es verdadero”.

La obra en cuestión era Sin vergüenzas basado en la novela Full Monty, y Valenzuela reveló detalles detrás del mito: “Fui con la directora a un sex shop a comprar una prótesis para poder hacer el desnudo. Ella era más grande que yo, así que imagínense la cara de la gente, porque fuimos juntos de la mano y elegíamos”, describió entre risas.

También reveló que sus compañeros de elenco le maquillaron la prótesis, y debido a los comentarios de los espectadores, el nombre de su personaje empezó a ganar protagonismo. “Yo me hice conocido por esa obra de teatro y me quedó el apodo. Después cuando llegue a Argentina les encanto ese sobrenombre y no me lo saqué nunca más”, explicó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *