La mediática mostró el emprendimiento que Francesca e Isabella iniciaron con sus juguetes; los rumores sobre una posible reconciliación con Mauro Icardi continúan

Las hijas de Wanda Nara, Isabella y Francesca, tuvieron una idea empresarial y decidieron llevarla a cabo frente a su casa. La mediática acaba de regresar de unas vacaciones en Punta del Este (Uruguay) con su familia, en medio de los rumores que señalan una posible reconciliación con Mauro Icardi. En un tono divertido ante la iniciativa de las pequeñas, la empresaria filmó el “emprendimiento” de sus hijas y cuestionó el precio que estipularon para la venta: “Es un montón de plata”.

Francesca e Isabella, de 7 y 6 años respectivamente, pusieron en marcha un “negocio” a la puerta de su vivienda en Nordelta. “Queremos vender los juguetes que nadie usa en la casa”, señaló la hermana mayor. “Juguetes que son de bebé y que no usamos”, apuntó la pequeña. Ante el divertido emprendimiento de sus hijas, Wanda Nara les consultó si no preferían regalar sus muñecos. “Por eso, los estamos regalando, pero tienen que pagar”, advirtió pícara Isabella.

“Eso no es regalar, Isa”, apuntó la mediática. Ante la propuesta de su madre, Francesca indicó que ella entregaría los suyos sin nada a cambio, aunque posteriormente se sumó al puesto de su hermana. Bajo un cartel en el que se leía “vendemos juguetes”, ambas se sentaron tras una mesa que acumulaba toda la mercancía bien ordenada. Así, esperaban a sus potenciales clientes en la compañía de su perrita, Carla.

“¿Cuánto valen?”, preguntó la empresaria. “Cinco dólares. Y si quieren acariciar a Carla, también tienen que darnos cinco dólares”, señalaron. Nara, entre impresionada y divertida, apuntó: “¡Cinco dólares es un montón de plata! Chicas, es un chiste esto, ¿no?”. A lo que las pequeñas respondieron contundentes una negativa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *