En la docurserie de Netflix que sigue su vida, el duque de Sussex dio detalles sobre la pelea entre la actriz norteamericana y Thomas, su papá

Luego de su escandalosa salida de la familia real británica y tras instalarse en Estados Unidos, Meghan Markle y el príncipe Harry volvieron a generar polémica con el estreno de la docuserie de Netflix que sigue de cerca su nueva vida. La feliz pareja abrió las puertas, no solo de su hogar en Montecito, sino también de su historia y dieron detalles del nacimiento de su amor, de su experiencia dentro de la realeza y de algunas de las crisis mediáticas que debieron enfrentar. Durante uno de los tres primeros episodios, el hijo de Lady Di se sinceró sobre su vínculo con Thomas Markle, su suegro.

Meghan Markle comenzó su relación con Harry, se casaron, tuvieron dos hijos -Archie y Lilibet- y se instalaron en Montecito, California. Su padre, Thomas Markle, no fue partícipe de ninguno de esos trascendentales sucesos. No conoce al príncipe en persona, nunca vio a sus nietos y tampoco estuvo presente en la boda.

La conflictiva relación entre la actriz de Suits y su papá data de varios años atrás, pero el punto cúlmine, aquel que provocó la ruptura absoluta, se dio casi en simultáneo a que ella intercambiara votos con quien es hoy en día su marido.

Acosada hasta el cansancio por la prensa, le pidió a todos sus familiares que no dieran declaraciones ni que interactuaran con ningún medio. Días antes de su casamiento, trascendió que Thomas escenificó fotos de paparazzi a cambio de dinero y lo negó cuando su hija le pidió explicaciones. Avergonzado, no fue a la ceremonia excusándose con que padecía un problema de salud.

Sin embargo, el quiebre se dio cuando, cinco días más tarde, el diario sensacionalista The Mail on Sunday publicó la carta privada en la que ella le pedía que dejara de hablar con los periodistas. Más tarde, se supo que fue él mismo quien filtró los fragmentos de la misiva. A partir de ese momento, dejaron de hablar y Thomas continuó dando entrevistas, en las que apuntó contra Harry como el culpable del distanciamiento.

Aunque nunca se había hecho cargo de las acusaciones, en el documental el príncipe reveló que siente algo de responsabilidad por todo lo sucedido. “Es increíblemente triste lo que ha pasado. Ella tenía un padre antes de esto y ahora no lo tiene”, comentó. Y agregó: “Y lo he asumido porque si Meg no estuviera conmigo, su padre seguiría siendo su padre”.

En una entrevista que dio a finales del 2021, Thomas Markle habló severamente de la supuesta influencia de su yerno sobre su hija. “Es una infantil que cambió cuando conoció a Harry”, disparó y manifestó que tenía deseos de “enmendar” su relación con Meghan.

En cuanto a por qué lleva tanto tiempo sin tener contacto con ellos, dijo: “Es una pregunta que tiene cuatro años y que no puedo responder. No sé qué la cambió. Nunca había sido así antes. Ella cambió cuando lo conoció a Harry. Si retrocedes en la historia, lees el blog que tenía Meghan, The Tig, encontrarás cientos de notas en las que me elogia y, ahora, de repente, es como si no me conociera”.

En mayo del 2022, Thomas sufrió un derrame cerebral que le provocó la pérdida del habla. Pese a ese delicado momento, Meghan no se habría vuelto a poner en contacto con él.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *