El Gobernador anunció un porcentaje bonificable y no remunerativo para toda la administración pública, en tres partes de $10.000 como piso en las categorías más bajas. Y un bono que va directamente al bolsillo sin ningún tipo de descuento.

El gobernador, Osvaldo Jaldo, anunció este martes un incremento salarial de $95.000 de bolsillo, entre noviembre y enero, para toda la administración pública.

Se trata de una suba del 30% bonificable y no remunerativo, en tres cuotas iguales del 10%, con un piso garantizado de $10.000 para las categorías más bajas. Además, se otorgará un bono de $60.000 que se pagará en dos cuotas de $25.000 (noviembre y diciembre) y una de $10.000 (enero de 2023). El 10% tiene un adicional: que ningún trabajador debe percibir un incremento menor a $10.000.

Es decir que aquel trabajador al que se le aplica el 10% y no llega el incremento a $10.000, el Gobierno pondrá un complemento para que ningún empleado de la provincia cobre menos de $10.000″, sostuvo en diálogo con la prensa.

Y aclaró: «Esto tiene la salvedad que no es remunerativo. Pero se convierte en remunerativo en los últimos 10 años para aquellos trabajadores que están a punto de jubilarse.

Ahi sí, el 30% se convierte en remunerativo para que puedan tener una remuneración más digna».

Sobre el bono, Jaldo confirmó que se pagará en tres cuotas. La primera en noviembre antes de que termine este mes, en planilla complementaria de $25.000; en diciembre otros $25.000 y en enero $10.000.

De esta forma, dijo el Gobernador, “los trabajadores de la provincia, en noviembre, cobrarán $25.000 correspondiente al bono, más el complemento mínimo de $10.000.

Es decir que en total, recibirá $35.000 en el bolsillo sin ningún descuento”. A continuación, el Primer Mandatario garantizó: «Hemos hablado al banco para que los incrementos que estamos otorgando no tengan ningún tipo de descuento para ninguno de los trabajadores. El 100% de los incrementos va al bolsillo de los trabajadores en noviembre, diciembre y enero”, subrayó.

La inversión de la Provincia es de $21.000 millones, es decir, un gran esfuerzo del Gobierno para nuestros trabajadores”, subrayó el Gobernador.

Estuvieron presentes en el Salón Blanco el vicepresidente de la Legislatura, Regino Amado; y los ministros Carolina Vargas Aignasse (Gobierno y Justicia), Eduardo Garvich (Economía), Eugenio Agüero Gamboa (Seguridad), Álvaro Simón Padrós (Desarrollo Productivo), Juan Pablo Lichtmajer (Educación), Lorena Málaga (Desarrollo Social), Luis Medina Ruiz (Salud), Miguel Acevedo (Interior), la secretaria general de la Gobernación, Silvia Pérez y el fiscal de Estado, Federico Nazur.

También participaron los secretarios generales de UPCN (Lucinda Espeche), de ATSA (Reneé Ramírez) de ATE (Marcelo Sánchez), de Judiciales (Mari Paz), de Vialidad (Victor Hugo Bazán), de Sitravi (José Ramos), de UGE (Andrés Jaime), de APEM (Isabel Ruiz), de AME (José Gerbán) y representantes de trabajadores de municipios del interior.

Fue un importante anuncio fruto de la conversación por el monitoreo salarial que habíamos pactado en el acuerdo paritario de marzo. Adelantamos el porcentaje de aumento del 11% de diciembre y hoy anunciamos estos incrementos concretos, que llegarán al bolsillo de los trabajadores, para poder culminar el año y llegar al mes de enero”, destacó la ministra Carolina Vargas Aignasse.

Asimismo, sostuvo que los aumentos alcanzan a todos los agentes del Estado: “el acuerdo es general para toda la administración pública y tiene sus repercusiones en cada uno de los sectores, acorde al escalafón o al nivel que cada uno tiene, con sus particularidades.

El porcentaje para todos es el 30% con un complemento aparte para que nadie perciba menos de $10.000 en los tramos de aumento”, precisó. La ministra, además, se refirió a la situación social hacia fin de año: “Trabajamos todos los días para preservar la paz social en Tucumán. Esperamos poder seguir de la misma manera. Por eso, el Gobierno en cada una de las situaciones que se van planteando está presente, escuchando los reclamos y tratando de darles satisfacción, dentro de las posibilidades económicas que tiene el Estado”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *